viernes, marzo 20, 2009

Tres. 14.30 pm




Claudia escribe frente a mi escritorio. Sobre la mesa blanca rayada con fibra está su merienda: un pan con queso, una factura. Eso es lo que comen mis alumnos. A veces una porción de pizza o un pancho. Harinas. Cremas artificiales. Masa para engañar el estómago.
No me llevo comida. Me avergüenza que me vean comer otra cosa.

Ahora hablamos del blog y me dan fotos para que las suba a la página de la escuela. Te amo hasta el fin del mundo leo en el reverso de una de ellas. No les da pudor. A todo o nada es el amor adolescente. Pura incandescencia. Puro fulgor.

La imagen es de un cumpleaños de quince y hay una pareja bailando. Ella sonríe a cámara glamorosa, él tiene cara de liebre hipnotizada por una linterna.
Te veo de traje y sueño que nos vamos a casar te amo te amo te amo sigue la dedicatoria. Imagino a su destinatario leyendo con cara de terror.

Faltan dos horas para volver a casa. Me relajo. Otra boca besa la boca que tu boca ya no besa…cuántas veces de Nogueras, de sentir como su ser irradia, enciende las mejillas, hace brillar miradas de complicidad entre sus pequeños lectores.
Recreo.

2 comentarios:

Nan dijo...

a todo o nada es el amor

mar dijo...



días de todo
y días de nada

Archivo del Blog

Creative Commons License
Textos e imagenes están bajo una licencia de Creative Commons.

FEEDJIT Live Traffic Feed


en casa de olga (toay)